Trámites de una herencia, resumen detallado; asesoramos a nuestros clientes del Barrio de Salamanca.

Jueves 04 de Marzo de 2021

Cuando llega la desagradable situación en la que nos falta un progenitor, comienza la parte legal y administrativa de la herencia; es un trámite sencillo pero a la par que farragoso, más si no se tienen claro los conceptos o no se está acostumbrado a gestionar este tipo de expedientes. Es muy habitual, para nosotros, que clientes del Barrio de Salamanca se acerquen a nuestra inmobiliaria para preguntar todo tipo de dudas que les surgen.

 

Desde este artículo, queremos detallar paso a paso, los trámites a seguir para gestionar una herencia, si bien Inmobiliaria Madrid Salamanca ofrecemos este servicio a nuestros clientes del Barrio de Salamanca, (no trabajamos en otras zonas).

 

El proceso se inicia con la petición del Certificado de Defunción, este trámite debe solicitarse en el Registro Civil, actualmente se puede gestionar on-line, si bien este documento también lo puede requerir la funeraria.

 

A continuación, debemos solicitar el certificado del Registro General de Actos de Últimas Voluntades para confirmar la existencia o no de testamento, este documento puede ser gestionado, una vez pasados 15 días hábiles desde el fallecimiento.

 

Este trámite puede ser realizado por la notaría, desde Inmobiliaria Madrid Salamanca tenemos una referencia en en el Barrio de Salamanca por su servicio Don Enrique Javier de Bernardo Martínez-Piñeiro.

 

Necesitamos que enviar al Registro General de Actos de Últimas Voluntades:

 

El ya mencionado Certificado de Defunción.

Un Formulario Modelo 790.

Justificante de pago de la tasa.

 

Esta documentación debe presentarse personalmente en el Ministerio de Justicia, tanto en Madrid como en cualquiera de sus gerencias territoriales.

 

Una vez se reciba la información sobre las últimas voluntades, nos encontraremos ante dos vías por las que tendremos que caminar: que haya testamento o que no.

 

  1. Existe Testamento: denominada como sucesión testada, el notario al que se haya acudido, solicitará copia autentica del testamento, a su colega que tenga la titularidad del protocolo o bien sea el notario archivero (si tiene más de 25 años las escrituras) de ese protocolo. El cliente debe saber que desde su notaría puede solicitar copia a cualquier notario de España. A partir de ahí el notario comenzará a realizar los trámites de la escritura de herencia

 

  1. No Existe Testamento: denominada sucesión intestada, para ello debe tramitarse un acta de declaración de herederos abintestato, este acta sustituye al testamento, posteriormente se iniciarán los trámites para la otorgación de la escritura de herencia.
  1. Para continuar con el trámite de herencia bajo esta circunstancia de 

Orden de Sucesión: descendientes, ascendientes, viudo/a, colaterales hasta 4º grado, en caso de no existir estos herederos la comunidad autónoma pasaría a ser la titular de la herencia.

  1. Acta de Declaración de Herederos, para ello deberan aportar la siguiente documentación:

Documento de identidad, certificado de defunción, certificado de actos de últimas voluntades, libro de familia del difunto y documento de identidad del difunto. 

 

Una vez firmada el Acta de Declaración de Herederos, deberán transcurrir 20 días desde la notificación al Colegio de Notarios, para firmar la herencia.

 

Con toda esta gestión no podemos olvidar que hay que gestionar dos tipos de plazos: un plazo Fiscal y un plazo Civil.

 

El plazo Fiscal con el que hay que cumplir paralelamente a la hora de gestionar y tramitar una herencia:

  • Plazo fiscal de 6 meses a partir de la fecha del fallecimiento, para el pago del impuesto de sucesiones y el impuesto sobre el incremento del valor de los terrenos de naturaleza urbana. Pasado este plazo en caso de no realizarse el pago implicaría un recargo a la AEAT correspondiente, incluso podrán reclamarle intereses de demora si transcurren más de un año sin ejecutarse el pago. 
  • Puede solicitar un aplazamiento de 6 meses más de este plazo (el total es un plazo máximo de un año),ojo se deberá solicitar este aplazamiento dentro de los primeros cinco meses, aunque en este caso habría que pagar los intereses.
  • Hay un plazo legal en el que ya si pasan 4 años y seis meses desde el fallecimiento del causante (o desde la última comunicación sobre el hecho imponible al sujeto pasivo), prescribe la acción de la administración para reclamar la liquidación del impuesto y no se han de pagar impuestos.

 

Por otro lado, en el Plazo Civil, no existe un tiempo para aceptar la herencia ni para hacer la repartición. Por lo tanto las escrituras de aceptación y las de partición de herencia se pueden realizar en cualquier momento. Pero hay que tener en cuenta el plazo fiscal mencionado en el párrafo anterior. Existe la posibilidad que si un heredero no se pronuncia por si acepta o repudia la herencia, de proceder a instarle notarialmente para que se pronuncie sobre alguna de las dos posibilidades.

 

Comentarios